T/ 986 84 02 23 | M/ 678 195 649
info@drdiazbermudez.com

Resencción transuretral de cáncer de vejiga

CASO CLÍNICO:
Presentamos el caso de un paciente fumador de 52 años con síntoma de “hematuria indolora” (sangrado en orina) en un único episodio.
La ecografía y la cistoscopia muestran un único implante exofítico de 4 cm de diámetro con áreas de calcificación superficial. Realizamos la resección endoscópica aplicando como tratamiento complementario una única instalación de Mitomicina en el postoperatorio.
El resultado anatomopatológico muestra un cáncer de células transicionalesde alto grado III,
estadio superficial pT1.

SITUACIÓN ACTUAL:
El paciente, año y medio después, se encuentra perfectamente y está libre del tumor en los controles radiológicos y cistoscópicos.

Llega el primer tratamiento tópico para la disfunción eréctil.

La industria farmacéutica amplía el abanico de posibilidades para el tratamiento de la disfunción eréctil, con un producto muy eficaz y mucho más cómodo y menos agresivo que los existentes hasta el momento. Se trata de una crema que con una simple aplicación de dos gotas evita el uso de píldoras o inyecciones.

Hasta ahora, existía la posibilidad de optar por los comprimidos que se toman por vía oral (cuya marca comercial más famosa es el Viagra), un tratamiento con gel, cuya aplicación es complicada porque hay que introducirlo en la uretra y frotar, y la opción que se presenta cuando esto falla que es inyectando Caverjet, un producto muy eficaz pero un tanto agresivo.

La gran novedad es un fármaco que aplicando un par de gotas de una crema que se aplica en la entrada de la uretra en la punta del pene, y esperando 30 segundos a que absorba ya está aplicado. Luego en poco más de 5 minutos actúa ofreciendo una erección que podría llegar a una hora y media.

La comodidad es una de las ventajas que ofrece esta crema, pero además el fármaco es mucho más potente que la medicación oral y sin necesidad de pincharse en el pene. A todo esto abría que sumar el beneficio económico que representa ya que la unidad cuesta unos 46 euros y sirve para cuatro aplicaciones. Un dato importante si tenemos en cuenta que hablamos de productos que no están cubiertos por los seguros médicos.

La sustancia útil que se utiliza es la PGE1 cuyo efecto es la dilatación de las arterias del pene y la relajación de la fibra muscular de modo que ayuda a rellenar de sangre el miembro y se produce la erección. La novedad está en que junto a la sustancia activa lleva otra que favorece la permeación y absorción del medicamento, de modo que la aplicación es mucho más sencilla, rápida y práctica.

Y las ventajas son varias. No produce irritación dentro de la uretra como la que provocan los bastoncillos que se utilizan con otros productos anteriores. Tiene un efecto solo local, en el pene, evitando interferencias con otros medicamentos o con la ingesta de alcohol como las píldoras. Es activo en el 83% de los pacientes. Es más potente que el tratamiento por vía oral (como el Viagra y otros similares). Y por último, y una de las ventajas más importantes, es que no conlleva riesgos para quienes tengan patologías cardíacas, ni para hipertenso o diabéticos.

Eficacia probada

La acción de la crema es rápida y permite su utilización en cualquier momento. Otros productos requieren una preparación que impide relaciones espontáneas. Y, además, este producto aprovecha una droga muy cuya eficacia está muy probada. La novedad es la forma de aplicarse. Así ganamos en comodidad y garantías sanitarias.
Tiene muy pocas contraindicaciones.

Recordamos que la disfunción eréctil es una patología normal que afecta al 10 % de los hombres entre 40 y 50 años y al 35% de los que tienen entre 60 y 70. Es también importante consultar al médico por la impotencia puede ser la manifestación de vasculopatías que pueden derivar en enfermedades mucho más graves

Pautas preventivas y vacunas contra la cistitis de prevención

urogolo en pontevedra cistitis

 

Las infecciones de orina de repetición son un hecho frecuente, sobre todo en mujeres cuando son mayores y tienen problemas de incontinencia y cistocele, que es la protrusión de la vejiga urinaria sobre la pared anterior del conducto vaginal.

También es habitual en mujeres jóvenes con vida sexual activa y puede ocurrir por diversas causas. El problema surge cuando hay alguna alteración de la vía urinaria. Si no la hay, pero la inmunidad de la persona está afectada, existe riesgo. En estos casos la posibilidad se da con la misma frecuencia en hombres que en mujeres.

Del mismo modo ocurre cuando el pacientes atacado por una cepa bacteriana muy agresiva. En estos casos puede ocurrir que estas personas empiecen a padecer cistitis con relativa frecuencia. Como es lógico, esto altera su calidad de vida.

El tratamiento con antibióticos, aunque sea el correcto, muchas veces no es eficiente y la consecuencia de su uso reiterado es la resistencia de las bacterias a dichos antibióticos.

La solución que se está planteando en la actualidad, fundamentalmente para hombres mayores que ya empiezan a tener una próstata grande y todas las mujeres, es la prevención. En principio, es muy importante incorporar en nuestra rutina unas pautas higiénicas estrictas.  Algunas están muy difundidas por los especialistas pero poco respetadas por los pacientes.

Las más importantes son: beber 2 litros de agua al día, orinar siempre después del coito, utilizar ropa interior que transpire, evitar el uso abusivo de antibióticos y evitar el estreñimiento con una alimentación rica en fibra.

También existen pautas profilácticas con productos farmacéuticos a base de extracto de arándanos que contienen unas moléculas denominadas cianamidas, que impiden que las bacterias se adhieran a la pared del tracto urinario, dificultando la aparición de la cistitis.

 

NOVEDAD

Cuando esto no es suficiente se utilizan antisépticos en dosis única después del coito o con periodicidad diaria en casos más graves. El paso siguiente si no hay resultados positivos son las vacunas.

Esta es la gran novedad de la industria farmacéutica para este problema. Tienen una gran eficacia y no generan problemas como los antibióticos. Son vacunas antibacterianas que están ligadas con una molécula, un mordiente y que se aplican por vía oral.

El efecto que se produce es la activación de las defensas del individuo sobre determinadas bacterias alcanzando una tasa de eficacia muy alta.

Vasectomía, el método anticonceptivo más seguro

vasectomía en Pontevedra

La vasectomía masculina junto con el preservativo son los métodos anticonceptivos más eficaces en manos del varón. Es una alternativa que lleva muchos años funcionando bien, pero en la actualidad se ha manifestado un repunte en las estadísticas que evidencian que muchos hombres están decidiendo hacerse cargo del control.

La opresión para realizar una vasectomía es sencilla, rápida y segura. La intervención dura unos 30 minutos, con anestesia local, de modo ambulatorio y sólo exige una incisión de un centímetro con puntos de hilo reabsorbible que apenas generan molestias por unos días. En el mismo día el paciente está en su casa.

En Estados Unidos se realizan medio millón de vasectomías al año. Como en la mayoría de los países desarrollados es el método anticonceptivo más utilizado. En muchos países de Europa, por ejemplo, ya es más frecuente que la ligadura de trompas, lo que es lógico, ya que se trata de una actuación mucho más sencilla y menos agresiva.

La intervención sólo limita el paso de los espermatozoides al semen. El aspecto del semen no cambia y la vasectomía no afecta ni al deseo ni a la eyaculación. El único cambio es que los espermatozoides quedan en los testículos, desde donde serán reabsorbidos.

Evita el paso de espermatozoides con un 99% de garantías
Es mucho menos agresiva que la ligadura de trompas

La seguridad del método anticonceptivo está en cifras inmejorables. Se estima que alcanza el 99,66 % ( al mismo nivel que el preservativo ) evitando la necesidad de utilizar este método que resulta molesto a muchos varones y en ocasiones impide disfrutar de la sexualidad.

Naturalmente, esta recomendación es muy útil para personas con una pareja estable que han decidido evitar tener hijos en el futuro.

La operación no evita el contagio de enfermedades, por lo que la utilización del preservativo seguirá siendo necesaria para relaciones eventuales sin garantías de seguridad.

Dar el paso exige una gran seguridad ya que la intervención para revertir el proceos tiene pocas garantías de éxito

El otro aspecto a tener en cuenta de la vasectomía es que no tiene vuelta atrás. Aunque hay una posibilidad de restauración es una operación muy compleja y con pocas garantías de éxito.

Procedimiento

La intervención se realiza en la consulta con anestesia local y una sedación ligera para minimizar las molestias. La incisión que se hacer para actuar es muy pequeña y los puntos no impiden que el paciente vuelva a su casa en el mismo día.

La actuación consiste en extraer los conductos deferentes, por donde circulan los espermatozoides para seccionarlos en un tramo de un centímetro. Luego se coagulan los vasos de los extremos cortados del conducto para que no sangren y se ligan con una sutura de hilo deseda para taponarlo.

Los riesgos de esta cirugía son muy bajos y el riesgo principal es que se vuelva a unir el conducto. Esto podría ocurrir en los primeros seis meses por lo que se recomienda durante este periodo mantener las medidas preventivas habituales.

La incontinencia urinaria, un trastorno con soluciones asequibles

El 40 % de las mujeres pueden padecer incontinencia urinaria tras un parto o al llegar a la menopausia.  Es fácil de resolver gracias a los nuevos fármacos y la evolución de las técnicas de cirugía.

incontinencia urinaria

La incontinencia urinaria es la pérdida involuntaria de orina.  Aunque cabe recordar que dicha pérdida es siempre el síntoma y no la enfermedad. En muchos casos puede tener que ver con traumatismos sufridos durante el parto o simplemente por el envejecimiento del aparato urinario. También la puede un simple esfuerzo, tales como toser o correr.

En el caso de pequeñas pérdidas se puede resolver el problema con fisioterapia. Cuando es moderada o grave es mejor recurrir a la cirugía. La operación es sencilla ( se puede realizar con cirugía ambulatoria y anestesia local ) y el objetivo es la colocación de un “ mini sling “.
Cuando se produce el descenso de la vejiga, del recto o del fondo vajinal, se puede operar a través de la vagina para colocar unas mallas más completas. Si el descenso de la vejiga es muy importante habría que recurrir a la cirugía laparoscópica con el fin de fijar la vagina al marco óseo.
Para las hernias que se pueden ocasionar por la incontinencia existen unas prótesis que llegan a tener éxito hasta en un 90 % de los casos tratados.
Otro tipo de incontinencia es el denominado “ vejiga hiperactiva “ . El síntoma principal es el deseo intenso de orinar ante estímulos externos tales como un grifo abierto. En este caso el problema viene derivado de la falta de control nervioso. El tratamiento se realizaría con fármacos.